Vivir no es solo existir, sino existir y crear, saber, gozar y sufrir y no dormir sin soñar. Descansar es empezar a morir.

Gregorio Marañón
Compartir: